CAPITULO 7: Foto borrosa o fuera de foco

¿ Foto borrosa ? ¡Se dice Fuera de Foco!

Foto Fuera de FocoNo demos por sentado que al sacar fotos estas quedarán completamente nítidas.

O quizás queden nítidas en una parte de la imagen, pero  el objetivo de interés de nuestra fotografía digital sea vea borroso!

La falta de nitidez (o borrosa) se puede dar por una o más de estas condiciones:

  1. Fuera de Foco: No estamos haciendo foco correctamente; el sistema de foco automático (“Autofoco”) de nuestra cámara no ha logrado resolver el foco correcto, o el sistema de autofoco ha hecho foco en otro elemento de la imagen, pero no en el que nos interesa.
  2. Movimiento: O bien la cámara digital esté en movimiento (Ej.: adentro de un automóvil o nos tiemble la mano) y se sacude, o nuestro objetivo lo está.
  3. Suciedad: El lente de nuestra cámara está sucio o manchado. En este caso, para limpiarlo podemos conseguir papel “tissue” (de esas bolsitas de pañuelos descartables de papel). Debemos doblarlo en varias capas (4 u 8 capas de papel) y pasarlo en forma circular sobre el lente. Si tenemos alcohol isopropílico, podemos humedecerlo en él ligeramente para que nos ayude a remover eventuales grasas o aceites en el vidrio del lente.

 El primer problema se resuelve haciendo foco

sacar fotos haciendo focoLa cámara digital fotográfica no sabe interpretar a priori cual es nuestro objetivo de interés frente a la escena que se le presenta.

Nuestra cámara necesita que le indiquemos de alguna forma cual es el objeto que queremos fotografiar, para así ajustar sus lentes y que el resultado final sea nítido.

Para lograrlo, si bien hay diversas formas, en este capítulo del cursillo de fotografía nos concentraremos  en una funcionalidad llamada AUTOFOCO.

En la modalidad más sencilla de autofoco, nuestra cámara asumirá que el objetivo a fotografiar es lo que se encuentra en el centro del visor.

Al observar por la pantalla de la cámara digital, probablemente nos encontremos con un rectángulo superpuesto en el centro de la imagen. Es allí donde la cámara buscará nuestro objetivo a fotografíar, y desde ese punto tratará de medir la distancia para calcular el foco.

No importa que lo que queremos fotografiar no esté en el centro, porque tienes un truco:

  1. Primero apuntamos con nuestra cámara digital al objetivo de interés, ubicándolo en el centro del rectángulo de autofoco.
  2. Apretamos el botón para sacar la foto a medio camino: Sentirás que el botón ofrece una cierta resistencia al llegar a ese punto intermedio, antes de sacar la foto.
  3. En ese punto intermedio, la cámara digital hará foco y seguramente ajustará otros parámetros como luminosidad y balance de blanco (hablaremos de esto más adelante).
  4. Mientras mantenemos apretado a medias el botón para sacar la foto, movemos la cámara para componer la fotografía (nuestro objeto de interés, quizás obedeciendo a la regla de los tercios, quedará sobre un costado)
  5. La cámara mantendrá sus ajustes para que el objeto de nuestro interés quede en foco. Presionamos el botón hasta el fondo, efectivamente sacando la foto.

Quizás alguna vez lo hayan notado: La mayoría de los fotógrafos, por ejemplo en eventos como un casamiento o cumpleaños, primero apuntan RARO (o sea hacia otro lado ligeramente distinto a lo que sería una foto bien encuadrada) y justo antes de apretar el botón de sacar la foto a fondo, vuelven a mover la cámara de fotos para encuadrar bien.

En ese primer instante donde apuntan a un lugar ligeramente distinto, están buscando un punto en donde la cámara pueda ajustarse correctamente.

La alternativa al autofoco es hacer foco manual: deberás mover el lente de la cámara hasta que verifiques que el objetivo de tu fotografía está bien definido. Para esto necesitas una cámara que tenga esa capacidad manual. Las cámaras de bolsillo usualmente carecen de la capacidad de foco manual; o si lo tienen es tan engorroso de usar, que defintivamente te interesará dominar esta técnica del autofoco.

Y en las cámaras de bolsillo es hasta razonable no hacer foco manual: Hoy en día las cámaras digitales  tienen sistemas de autofoco mucho mas sofisticados, que detectan por ejemplo si hay CARAS de personas, y hacen foco sobre la cara, o incluso hay algunas cámaras que detectan no solamente la cara, sino cuando la persona SONRÍE, y saca la foto en ese instante.