CAPITULO 7: Foto borrosa o fuera de foco

¿ Foto borrosa ? ¡Se dice Fuera de Foco!

Foto Fuera de FocoNo demos por sentado que al sacar fotos estas quedarán completamente nítidas.

O quizás queden nítidas en una parte de la imagen, pero  el objetivo de interés de nuestra fotografía digital sea vea borroso!

La falta de nitidez (o borrosa) se puede dar por una o más de estas condiciones:

  1. Fuera de Foco: No estamos haciendo foco correctamente; el sistema de foco automático (“Autofoco”) de nuestra cámara no ha logrado resolver el foco correcto, o el sistema de autofoco ha hecho foco en otro elemento de la imagen, pero no en el que nos interesa.
  2. Movimiento: O bien la cámara digital esté en movimiento (Ej.: adentro de un automóvil o nos tiemble la mano) y se sacude, o nuestro objetivo lo está.
  3. Suciedad: El lente de nuestra cámara está sucio o manchado. En este caso, para limpiarlo podemos conseguir papel “tissue” (de esas bolsitas de pañuelos descartables de papel). Debemos doblarlo en varias capas (4 u 8 capas de papel) y pasarlo en forma circular sobre el lente. Si tenemos alcohol isopropílico, podemos humedecerlo en él ligeramente para que nos ayude a remover eventuales grasas o aceites en el vidrio del lente.

 El primer problema se resuelve haciendo foco

sacar fotos haciendo focoLa cámara digital fotográfica no sabe interpretar a priori cual es nuestro objetivo de interés frente a la escena que se le presenta.

Nuestra cámara necesita que le indiquemos de alguna forma cual es el objeto que queremos fotografiar, para así ajustar sus lentes y que el resultado final sea nítido.

Para lograrlo, si bien hay diversas formas, en este capítulo del cursillo de fotografía nos concentraremos  en una funcionalidad llamada AUTOFOCO.

En la modalidad más sencilla de autofoco, nuestra cámara asumirá que el objetivo a fotografiar es lo que se encuentra en el centro del visor.

Al observar por la pantalla de la cámara digital, probablemente nos encontremos con un rectángulo superpuesto en el centro de la imagen. Es allí donde la cámara buscará nuestro objetivo a fotografíar, y desde ese punto tratará de medir la distancia para calcular el foco.

No importa que lo que queremos fotografiar no esté en el centro, porque tienes un truco:

  1. Primero apuntamos con nuestra cámara digital al objetivo de interés, ubicándolo en el centro del rectángulo de autofoco.
  2. Apretamos el botón para sacar la foto a medio camino: Sentirás que el botón ofrece una cierta resistencia al llegar a ese punto intermedio, antes de sacar la foto.
  3. En ese punto intermedio, la cámara digital hará foco y seguramente ajustará otros parámetros como luminosidad y balance de blanco (hablaremos de esto más adelante).
  4. Mientras mantenemos apretado a medias el botón para sacar la foto, movemos la cámara para componer la fotografía (nuestro objeto de interés, quizás obedeciendo a la regla de los tercios, quedará sobre un costado)
  5. La cámara mantendrá sus ajustes para que el objeto de nuestro interés quede en foco. Presionamos el botón hasta el fondo, efectivamente sacando la foto.

Quizás alguna vez lo hayan notado: La mayoría de los fotógrafos, por ejemplo en eventos como un casamiento o cumpleaños, primero apuntan RARO (o sea hacia otro lado ligeramente distinto a lo que sería una foto bien encuadrada) y justo antes de apretar el botón de sacar la foto a fondo, vuelven a mover la cámara de fotos para encuadrar bien.

En ese primer instante donde apuntan a un lugar ligeramente distinto, están buscando un punto en donde la cámara pueda ajustarse correctamente.

La alternativa al autofoco es hacer foco manual: deberás mover el lente de la cámara hasta que verifiques que el objetivo de tu fotografía está bien definido. Para esto necesitas una cámara que tenga esa capacidad manual. Las cámaras de bolsillo usualmente carecen de la capacidad de foco manual; o si lo tienen es tan engorroso de usar, que defintivamente te interesará dominar esta técnica del autofoco.

Y en las cámaras de bolsillo es hasta razonable no hacer foco manual: Hoy en día las cámaras digitales  tienen sistemas de autofoco mucho mas sofisticados, que detectan por ejemplo si hay CARAS de personas, y hacen foco sobre la cara, o incluso hay algunas cámaras que detectan no solamente la cara, sino cuando la persona SONRÍE, y saca la foto en ese instante.

CAPITULO 6: ¡Vamos a sacar fotos!

vamos a sacar fotosTenemos nuestra cámara digital pronta para sacar fotos: La memoria está vacía, la batería llena.

Encendemos la cámara para sacar una fotografía: El camino mas sencillo es poner el control de modo de la cámara en MODO AUTOMÁTICO.

Todas las cámaras digitales de bolsillo y las intermedias tienen el modo AUTO, para dejar que la computadora dentro de la cámara se preocupe de ajustarse sola.

De esta forma nosotros solamente nos limitamos a apretar el botón para sacar la foto.

Suena demasiado fácil. Está bien, si recién comienzas, es una opción! Pero vamos a repasar algunas reglas y conceptos importantes del lenguaje fotográfico que debes asimilar y aplicar, antes de sacar la foto.

Vamos a sacar fotos con buen encuadre

Retrato regla tres tercios y mirada¡Pobre gente! La que sale a veces sin cabeza, o hasta la cintura, pero sobre sus cabezas tienen mucho cielo. También a veces salen escoradas porque el horizonte está inclinado para un lado u otro.

El primer problema que enfrentaremos es el de hacer un correcto encuadre de la imagen, antes de plasmarla en una foto.

Para sacar la foto, usamos el visor (sea el de tipo mirilla, donde tenemos que poner el ojo contra la cámara, o los mas cómodos LCD o visores grandes). Por allí buscaremos un encuadre propicio.

Siempre paga con creces, detenernos a ver la imagen y -aunque le dediquemos un segundo- corregir el encuadre para que cumpla con algunas reglas básicas de la fotografía (¡Estas reglas son anteriores a la fotografía digital!).

Te dejo aquí tres reglas básicas, en su versión simplificada, para que puedas practicar con ellas. Verás que más sabe el zorro por viejo, que por zorro… ¡Y estas leyes se remontan a los inicios del arte fotográfico!

La regla del Horizonte

Se imaginan el visor dividido en tres partes iguales horizontales, e intentan darle al objetivo de nuestra fotografía el espacio correspondiente a dos tercios..

Es imprescindible mantener la cámara respetando un horizonte correcto (no inclinar la cámara digital en ángulo para la derecha o izquierda). ¡Que el horizonte sea horizontal!

Torre lanzamiento en Cabo Cañaveral NASA FLORIDA

La regla de los Tercios

regla tres terciosUna regla bastante antigua, es no hacer que lo que queremos fotografiar esté en el CENTRO del visor.

Para ello podemos revisar lo que se llama la regla de los tercios:

Se imagina un tablero de tatetí sobre la imagen y se coloca lo que nos interesa fotografiar sobre cualquiera de los puntos en donde se cruzan las rayas del tablero, acomodándolo de tal forma de que cubra la mayor parte del tema que queremos fotografiar, siempre y cuando sea posible.

Esta regla de los tercios es sin duda una de las más comentadas y recalcadas en todos los cursos de fotografía.

Ley de la Mirada

Una variante interesante, sobre todo en retratos, personas y animales, es buscar que la persona esté mirando (si no está completamente de frente), hacia el lado donde dejamos más espacio. O sea, si la persona está ubicada en el primer tercio de las lineas verticales, que mire hacia el tercer tercio.

perfil mira espacio vacio

Una excepción a esto, o si la persona o animal está mirando de frente, es que mire directamente a la cámara (el gatito de arriba del todo).

Ninguna de estas reglas es inamovible. Pero la experiencia indica que al seguirlas lograremos fotografías más atractivas.

Estas reglas son tan generalizadas que muchas cámaras digitales incluyen la superposición del patrón de tablero de “tatetí” sobre el visor, para poder aplicar la regla de los tercios y del horizonte con esa ayuda visual.

Por supuesto, el sentido común aplica, junto a las reglas: Si están documentando un proceso o se encuentran ante un evento imprevisto, es perfectamente posible que el registro fotográfico sea más importante que ponerse a observar reglas.

En un caso así la fotografía adquiere valor por la historia que cuenta, el proceso que evidencia, y las reglas del lenguaje fotográfico pueden pasar a un segundo plano.

CAPITULO 2: Sensor y Captura de imagen

Sensor de ImagenViniendo del primer capítulo en este cursillo de fotografía digital, recordemos que las cámaras digitales tienen en su interior una matriz de receptores de rayos de luz. Estos receptores registran la intensidad de los rayos de luz que les impactan, provenientes del lente de la cámara.

Esta matriz es muy pequeña (por ej: de 1cm x 1 cm) y consta de miles y millones de receptores independientes. A la matríz le llamaremos “sensor de imagen“. Veremos con detalle esto y los distintos tipos de sensores de imagen que se utilizan hoy en día, a continuación.

Cada receptor de imagen que captura y registra la luz se convertirá más tarde en un punto de nuestra fotografía. A cada punto se le denomina PIXEL.

Sensor de imagen

Dependiendo de la cantidad de receptores independientes que tenga el sensor de imagen, será, la calidad y detalles con la que va a capturar la imagen cuando fotografiamos.

Esto es fácil de visualizar con el siguiente ejemplo: Imagínate que queremos sacar fotos de una pelota y tenemos un sensor compuesto por una matriz de receptores de luz de 6 x 6 celdas.

Ejemplo de la Pelota

La pelota se encuentra alejada, de tal forma que solamente 4 celdas “ven” los rayos de luz que rebotan de la pelota. La “imagen capturada” (o sea lo que distingue el sensor de imagen) es un cuadrado.

Si acercamos nuestro sensor de imagen de 6×6 celdas a la pelota, la luz reflejada en ella se registrará en una mayor cantidad de celdas y la forma (definición) de la pelota se aproximará a una forma redonda.

Como conclusión podemos decir que cuanto mas cerca está el objeto que queremos fotografiar de nuestra cámara y/o cuanto mas capacidad de registro tenga el sensor de imagen, mas detalle puede capturar.

Sin embargo la capacidad de diseñar sensores de imagen con gran densidad de píxeles en poco espacio no ha podido resolver un problema -sumamente técnico- de interferencia eléctrica entre ellos mismos.

Este ruido electrónico redunda en falsas lecturas, lo que a su vez degrada (a veces notoriamente) la calidad de la fotografía. Por contrapartida, si el sensor fuera más grande, se necesitaría delante de él un lente más grande también para cubrir toda su área, mayor consumo de energía, y por cierto es más caro de producir.

Del blanco y negro al color

El sensor de imagen captura solamente la luminosidad de cada pixel, por lo que estrictamente hablando, la imagen que captura es en blanco y negro (esto puede ser una sorprendente revelación, pero es cierto).

Tomando en cuenta que a partir de los 3 colores básicos (verde, azul y rojo) se puede formar cualquier color, entonces las cámaras digitales se aprovechan de esto y ponen por encima de su sensor de imagen un filtro de color básico puesto encima.

Filtro Bayer de colores

Filtro BayerEste filtro fue inventado por Bryce Bayer y se le denomina Filtro Bayer. Funciona así:

El sensor de imagen que ve en blanco y negro se representa con la superficie gris.

El filtro Bayer, situado por encima, deja pasar a los rayos de luz en forma intercalada a cada pixel del sensor el rojo, azul y verde (el doble de verde, dado que el ojo es particularmente sensible al verde).

De esta forma se termina con una representación de la imagen original, siempre en degradé de blanco y negro, pero filtrada por los tres colores primarios, en ese patrón de tablero de ajedrez multicolor.

La cámara, con una serie de algoritmos complejos, procesa estas tres vistas monocromáticas, sabiendo que píxel representa cada color primario, y sumando así los tres colores primarios por cada grupo de 4 pixeles y recomponiendo de esa sumatoria  la información cromática original.

foto cruda en filtro BayerNota por favor que si bien la imagen original, en cuanto a la luminancia (en blanco y negro) fue capturada por todos los pixeles del sensor de imagen de tu cámara digital, luego al computar el color real para pintar esos píxeles, la historia es bien distinta.

Reiteramos: La computadora interna de tu cámara de fotos tuvo que procesar los degradés en verde, azul y rojo de 4 píxeles (recuerda que el verde utiliza dos pixeles, por cada pixel de rojo y azul) para generar el color “general” de esa área de 4 píxeles.

Dicho de otra forma, gran parte de los colores que muestra tu cámara digital, fue extrapolado de la -relativamente- escasa información cromática disponible: La información real cromática es solamente 1/4 de la información del total de los píxeles de la cámara.

 Alternativa 1: Tres sensores de imagen

3 sensores de imagenComo alternativa  de calidad superior al mecanismo de los filtros BAYER que vimos aquí arriba,  las mejores cámaras de video (nunca vi en fotografía, pero es bastante común en video, en las cámaras profesionales, y algo básico para las cámaras para televisión) usan 3 sensores de imagen al mismo tiempo. Cada sensor de imagen registrará la imagen completa, filtrada por un color primario distinto.

Para “repartir” la imagen que entra por el lente de la cámara entre los tres sensores, se coloca un prisma de cristal cortado de tal manera que reparte los rayos de luz en tres direcciones distintas. De esta manera la imagen se captura con mejor resolución de color, al mismo tiempo en los tres colores primarios.

El problema es que al dividir la luz que entra por el lente en tres caminos distintos, efectivamente a cada camino llega 1/3 de la luz, lo que genera problemas al usar estas cámaras en condiciones de luz inferior. En la práctica, la diferencia de calidad de una cámara de 3 sensores es notoriamente superior, contra una de un solo sensor. Pero lamentablemente en fotografía, esa disminución de sensibilidad a la luz, no tiene andamiento.

Alternativa 2: Sensor de imagen FOVEON

Sensor de imagen FOVEONEsta es una alternativa elegante, y es un nuevo tipo de sensor, que se diseño en la época de los 90, en USA, denominado FOVEON. Replica con más exactitud el comportamiento del ojo humano, y en un mismo sensor de imagen, tiene la habilidad de ver los tres colores primarios en cada pixel.

Simplificando su funcionamiento, es como si fueran tres sensores separados, pero están montados uno arriba del otro.  Cada sensor recoge los rayos de luz cuya frecuencia coincide con su color primario y deja permear el resto de la luz hacia el sensor que le sigue más abajo.

De esta manera, todos los rayos de luz son procesados, en un mismo sensor y esto trae aparejado una infinidad de ventajas. Por ejemplo hay 0 desalineamiento entre cada color y es mucho mas robusto a golpes. La calidad es INCREIBLEMENTE MEJOR, y hasta podríamos decir que el resultado es la versión sintética de cómo se comportaban las películas de rollo para cámaras analógicas.